Una espera bella y saludable

Nuestros tratamientos de estética y cosmetología también son aplicables a embarazadas

Miriam Orellana

Con el permiso de su médico tratante, todas ustedes – futuras mamás - pueden acceder a nuestros tratamientos, todos ellos practicados de manera profesional y con todo el cariño y cuidados que se merecen.

Una buena alternativa para relajarse, botar el estrés acumulado y además mantener la salud estética del cuerpo y la piel son los tratamientos que ofrecemos en Estética & Cosmetología Miriam Orellana, todos ellos adaptados para la atención de mujeres embarazadas, mamás que tienen un lugar especialmente reservado en nuestro centro.

A pesar de que muchas personas creen que al momento de quedar esperando un hijo, ustedes no deben recurrir a ningún procedimiento considerado “invasivo”, queremos contarles que los protocolos para trabajar con embarazadas son similares a los que se utilizan en tratamientos tradicionales, pero eso sí, lo hacemos reforzando todas las precauciones para una atención de calidad y sin ningún tipo de contratiempo.

Otros de los tratamientos que ayudan a tener mejores resultados es la endermología, la que estimula la circulación e impide la formación de cúmulos de celulitis y la presoterapia que destaca por realizar un drenaje linfático más acabado y por contar con programas especialmente dedicados a las embarazadas.

La mayoría de estos tratamientos tienen como objetivo lograr que las futuras mamás logren – junto a una alimentación balanceada y a la práctica periódica de actividad física – mantener un peso normal y acorde a un embarazo saludable y junto con eso conservar en buen estado su piel, la que a consecuencia de un mal cuidado tiende a formar estrías y manchas que luego se hacen difíciles de borrar.

Durante la etapa del post parto en cambio, lo primero que debemos tener en cuenta antes de realizar cualquier procedimiento, es saber qué tipo de parto usted tuvo para así poder planificar responsablemente el tratamiento al cual puede acceder.

Si usted es una mamá que dio a luz mediante parto normal, al mes del nacimiento de su guagua, ya está preparada para realizarse las mismas maniobras que se desarrollan en el pre parto; si tuvo parto por cesárea en cambio, es necesario estar de alta médica y esto ocurre aproximadamente al mes y medio del nacimiento de su hijo.

Cabe destacar que muchas mamás en esta etapa sufren de depresión post parto. En ese sentido, queremos contarles que nuestros servicios también son una ayuda para esos casos, ya que de alguna u otra manera, los tratamientos estéticos naturalmente se convierten en un gran aliado que permite que las mamás aumenten su autoestima, liberen endorfinas y en definitiva, además de verse bellas se sientan mucho mejor.

Otro punto es considerar que si está amamantando nunca debe someterse a tecnologías como aquellas que utilizan ondas electromagnéticas, láser, etcétera (esto está normado a nivel internacional) y al mismo tiempo siempre debe cerciorarse que quien le esté realizando alguna terapia, regule todo el uso de productos que contengan sustancias químicas.

Lo importante es – insistimos – que usted como futura mamá esté en permanente comunicación con su ginecólogo, profesional quien debe estar al tanto de los tratamientos a los cuales accede de manera complementaria a los de origen médico.